Amnistia Internacional Uruguay

Escribe por los derechos, verás que es eficaz!

La campaña “Escribe por los Derechos” se lanzó por primera vez en 2001, como parte de una maratón de envío de cartas de 24 horas en Polonia.

En 2013, ya se había convertido en una campaña global en la que participaban cientos de miles de personas de 140 países. Sólo en 2013, se recogieron 2,3 millones de firmas de peticiones, cartas y tuits, en nombre de 12 individuos en situación de riesgo.

Tras el envío de miles de firmas en su favor por parte de los/as activistas de Amnistía Internacional, quedaron en libertad tres activistas injustamente encarcelados: Yorm Bopha, activista camboyana del derecho a la vivienda, y Vladimir Akimenkov y Mikhail Kosenko, activistas rusos.

CONOCE LOS CASOS DE ESTE AÑO Y UNETE AL MARATON!

Daniel Quintero de Venezuela Torturado por acudir a una protesta pública
Daniel Quintero, de 21 años, recibió una brutal paliza a manos de miembros de la Guardia Nacional de Venezuela, tras ser arrestado cuando regresaba a su casa después de una manifestación en febrero de 2014.

CHELSEA MANNING_USAChelsea Manning de Estados UnidosEn prisión tras desvelar posibles abusos contra los derechos humanos.
Chelsea Manning fue condenada a 35 años de prisión tras filtrar material clasificado del gobierno de Estados Unidos al sitio web Wikileaks, incluidos documentos que revelan posibles violaciones de derechos humanos. Actualmente, se halla bajo custodia.

Mohammed Al-Roken de Emiratos Árabes . Unidos Hostigado y encarcelado por su larga trayectoria de activismo
El abogado y profesor Mohammed al-Roken fue condenado a 10 años de prisión, tras una enorme represión contra activistas políticos y de derechos humanos en los Emiratos Árabes Unidos (EAU), en 2013. Lo condenaron en un juicio masivo a 94 detractores del gobierno. El juicio fue manifiestamente injusto y a todos los acusados se les negó el derecho a apelar contra la sentencia.

MUJERES-NINAS-SUDAFRICAMujeres y niñas del municipio de Mkhondo, Sudáfrica. Se les niega atención de la salud.
Las mujeres embarazadas y las madres primerizas del municipio de Mkhondo, en el este de Sudáfrica, mueren innecesariamente porque no reciben una atención de la salud fundamental. La mortalidad materna en el municipio de Mkhondo aumentó más del doble entre 2012 y 2013.

John Jeanette Solstad Remø de Noruega. Se le impide cambiar su género legal
John Jeanette es una mujer transgénero que vive en Noruega y desea cambiar su género legal de “hombre” a “mujer”. Para ella, es importante, ya que en su documentación actual figura como hombre. Sin embargo el gobierno dice que no se puede hacer… a menos que se someta a un tratamiento médico obligatorio que supone una intervención quirúrgica que la dejaría estéril.

Libertad-expresion-ARABIA-SAUDITARaif Badawi de Arabia Saudita. Prisión y 1.000 azotes por crear un sitio web
A Raif Badawi lo detuvieron en junio de 2012 y lo acusaron de infringir la ley sobre información y tecnología de Arabia Saudí y de insultar la religión islámica, tras crear un foro en internet para fomentar el debate social y político en su país. En mayo de 2014 lo condenaron a 10 años de cárcel y a 1.000 azotes, así como al pago de una cuantiosa multa y la prohibición de expresar sus opiniones públicamente a través de las redes sociales.

Moses Akatugba de Nigeria. Torturado, golpeado y condenado a muerte
Moses Akatugba tenía sólo 16 años cuando la policía lo detuvo en 2005, como sospechoso de un atraco a mano armada que afirma no haber cometido. Pasó más de tres meses bajo custodia policial, y asegura que sólo confesó tras haber sido brutalmente torturado. Desde entonces, ha sido condenado a muerte y enviado a prisión.

Stop-Tortura-en-FilipinasJerryme Corre de Filipinas. Electrocución, puñetazos y amenazas de muerte
Jerryme Corre, conductor de transporte público, sufrió torturas en Filipinas a manos de la policía, que lo acusaba de haber matado a un agente de policía. en 2012. Dijo que lo obligaron a firmar un documento que no tuvo ocasión de leer. Aún permanece en prisión.

Comunidades de Bhopal en India Justicia para las víctimas de la fuga de gases tóxicos
Hace treinta años, hasta 22.000 personas perdieron la vida en los tres días de una fuga de gases tóxicos de una fábrica de pesticidas en Bhopal, en el centro de India. Cientos de miles de personas que sobrevivieron al desastre, y sus descendientes, sufren problemas de salud a largo plazo. Es más, la contaminación generada por las sustancias químicas que quedaron en la fábrica abandonada sigue representando un grave riesgo para la salud de la comunidad local.

Liu Ping de China Encarcelada por combatir la corrupción
Liu Ping, activista de los derechos humanos, fue condenada a seis años y medio de prisión en 2014, tras organizar un acto en el que se pidió que el gobierno chino intensificara su lucha contra la corrupción. Liu Ping es una de las muchas personas perseguidas y detenidas por sus vínculos con el Movimiento Nuevos Ciudadanos, red de estructura flexible de activistas de los derechos humanos en China. Según informes, sufrió torturas cuando se encontraba en prisión preventiva. Todavía sigue en prisión.

Erkin Musaev de Uzbekistán Torturado y encarcelado después de tres juicios injustos
Erkin Musaev, ex funcionario del Ministerio de Defensa, trabajaba para el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) en Uzbekistán cuando fue detenido en 2006 por agentes del Servicio de Seguridad Nacional (SNB). Lo acusaron sin fundamento de espionaje. Lo torturaron y encarcelaron por un periodo de 20 años tras una serie de juicios sin garantías. Aún permanece en prisión.

Contra-el-racismo-GRECIAParaskevi Kokoni, Grecia Palizas en un ataque racista
Paraskevi Kokoni, de 35 años, es una mujer romaní que vive en el oeste de Grecia. Paraskevi y su sobrino, que sufre una discapacidad de aprendizaje, recibieron una paliza en un violento ataque racista cuando estaban haciendo compras en octubre de 2012. Los sospechosos fueron juzgados y declarados culpables, pero no se tuvo en cuenta el móvil racista de la agresión

UNITE VOS TAMBIÉN AL MARATON DE CARTAS.
Si deseas recibir más información escribe a comunicacion@amnistia.org.uy

  • Roberto

    Ayer conversando con mi hija de 21 años me decía, Papá a mi lo que me pasa es que cuando veo cosas que son injustas me duele el corazón y es tanto que no puedo con ese dolor.. por ahí pasa la cosa. Cuanto más seamos los que podemos sentir el dolor del otro en carne propia es que el mundo va a estar un poco mejor y se podrá influir en los gobiernos para que no permitan atrocidades como las que día a día pasan en el mundo.