Amnistia Internacional Uruguay

Estados Unidos: La conmutación de la pena a Chelsea Manning, una medida positiva largo tiempo esperada en la esfera de los derechos humanos

01-18_ManningLa organización exige una investigación exhaustiva sobre la información revelada y más protección para quienes denuncian irregularidades.

A menos de una semana de concluir su mandato, el presidente Obama ha conmutado hoy la pena a Chelsea Manning. Manning cumple una condena de 35 años de cárcel en una prisión de máxima seguridad tras haber revelado información que indicaba la posible existencia de crímenes de derecho internacional y violaciones de derechos humanos cometidos por el ejército estadounidense.

«Chelsea Manning reveló abusos graves, y como consecuencia, el gobierno estadounidense lleva años violando sus propios derechos humanos», ha declarado Margaret Huang, directora ejecutiva de Amnistía Internacional Estados Unidos. «El presidente Obama hace lo correcto al conmutarle la pena, pero debía haberlo hecho hace tiempo. Es inadmisible que haya estado años entre rejas mientras las personas presuntamente implicadas por la información que reveló aún no han comparecido ante la justicia.»

«En lugar de castigar al mensajero, el gobierno estadounidense puede enviar una enérgica señal al mundo sobre su seriedad a la hora de investigar las violaciones de derechos humanos reveladas en las filtraciones y de hacer que todos los presuntos responsables penales comparezcan ante la justicia en juicios justos», afirmó por su parte Erika Guevara-Rosas, directora para las Américas de Amnistía Internacional.

Manning no pudo presentar pruebas de que había actuado en aras del interés público junto con otras cuestiones relativas al debido proceso en el juicio; permaneció 11 meses en reclusión preventiva en condiciones que el relator especial de ONU sobre la tortura calificó de trato cruel, inhumano y degradante, y fue sometida a aislamiento tras intentar suicidarse mientras cumplía condena. Además, tras comenzar su transición de género una vez condenada, en diversos momentos de su encarcelamiento se le negó un tratamiento fundamental y adecuado en relación con su identidad de género.

Amnistía Internacional lleva varios años haciendo campaña por su excarcelación.

Amnistía Internacional pide al presidente Obama que haga uso de sus poderes ejecutivos en los días que le restan de mandato para indultar al denunciante de irregularidades Edward Snowden.

La pena de 35 años impuesta a Manning fue mucho más larga que la dictada contra otros miembros del ejército condenados por cargos como asesinato, violación y crímenes de guerra, así como que la de otras personas condenadas por filtrar información clasificada al público.