Revoquen la orden de evacuar los hospitales de Gaza

El 13 de octubre, 23 hospitales del norte de la Franja de Gaza y de la ciudad de Gaza recibieron órdenes de evacuación forzada del ejército israelí. Desde ese día, no han dejado de recibir llamadas del ejército para presionarlos con el fin de que cumplan dichas órdenes. Estos hospitales atienden a más de 2.000 pacientes, a quienes proporcionan tratamientos que pueden salvarles la vida, y son, además, el único refugio con el que cuentan decenas de miles de familias internamente desplazadas. Las mencionadas órdenes de evacuación forzada son casi imposibles de cumplir en medio de la catástrofe humanitaria que a sola en estos momentos la Franja de Gaza: trasladar a los y las pacientes a través de terrenos arrasados y sin combustible es un planteamiento poco razonable. Si se llevan a cabo las “evacuaciones”, la consecuencia directa será el desmoronamiento íntegro del sistema sanitario de Gaza y, Asimismo, y en palabras de la Organización Mundial de la Salud, supondrán una “condena a muerte” para quienes sufran lesiones o enfermedades graves. Las autoridades israelíes deben revocar estas órdenes y garantizar la protección de los centros sanitarios, su personal, los y las pacientes y la población internamente desplazada frente a los ataques, tal como exige el derecho internacional humanitario.

Firmá la petición dirigida al Sr. Yoav Gallant Ministro de Defensa de Israel







Si lo deseas puedes escribir tu propio llamamiento o utilizar este texto sugerido:

Sr. Yoav Gallant:
Le escribo para instarlo a revocar de inmediato las órdenes de evacuación que ha emitido, dirigidas a una serie de
hospitales del norte de la Franja de Gaza y de la ciudad de Gaza, y a garantizar la protección incondicional de sus
pacientes, de su personal y de las decenas de miles de personas internamente desplazadas que se refugian en ellos y en
sus instalaciones.
La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha confirmado que 23 hospitales del norte de la Franja de Gaza y de la ciudad de Gaza han recibido reiteradas órdenes de evacuación. Estos hospitales atienden en la actualidad a más de 2.000 pacientes y son, además, el único refugio con el que cuentan decenas de miles de civiles frente a los ataques aéreos israelíes. Obligar a evacuar a estos pacientes y realojarlos en el sur de Gaza —cuyos centros sanitarios se encuentran ya al borde del colapso y han superado el máximo de su capacidad— es tanto como condenarlos a muerte, tal como ha afirmado la OMS.
Actualmente, los hospitales del norte de la Franja de Gaza y de la ciudad de Gaza están desbordados y luchan a duras
penas por atender la crisis humanitaria provocada por los incesantes bombardeos israelíes y agravada por la decisión de
las autoridades israelíes de impedir el suministro de electricidad, combustible, agua y medicamentos a Gaza,
intensificando así el bloqueo existente. Estos hospitales atienden a diario no sólo a cientos de personas heridas, sino
también a mujeres embarazadas, bebés en incubadoras y pacientes con enfermedades graves, por lo que el personal
médico se ve en la necesidad de operar en mitad de los pasillos y en tiendas de campaña situadas en el exterior. A medida que las reservas de combustible se van agotando y que los cortes de electricidad se hacen más frecuentas, el peligro que corre la vida de miles de pacientes es cada vez más acuciante. La obligación de prescindir del muy escaso combustible que, en cantidades más que insuficientes, ha entrado últimamente en Gaza a través de Rafá tendrá consecuencias demoledoras para los pacientes de Gaza.
De los 23 hospitales afectados, algunos han sido ya atacados y han sufrido daños. En concreto, en el marco de su
investigación sobre el ataque lanzado el 17 de octubre contra el hospital bautista Al Ahli Arab, Amnistía Internacional ha
verificado que ese mismo hospital había sido deliberadamente atacado en dos ocasiones el 14 de octubre con proyectiles
de artillería. Asimismo, el 22 de octubre, el ejército israelí envió un nuevo aviso de evacuación al hospital Al Quds, dirigido por la Sociedad Palestina de la Media Luna Roja y, ese mismo día, bombardeó sus alrededores.
Dado el peligro inminente que amenaza la vida de decenas de miles de pacientes, civiles desplazados y personal sanitario, lo insto a revocar de inmediato la orden y, de conformidad con el derecho internacional humanitario, garantizar la protección de los centros sanitarios, su personal, los y las pacientes y la población internamente desplazada frente a los ataques.
Atentamente

Envialo a: sar@mod.gov.il
Manifiestale por X (Twitter) tu pedido mencionando su cuenta @yoavgallant